Centro Veterinario ANAA: El sueño de nuestros amigos peludos

Centro Veterinario ANAA: El sueño de nuestros amigos peludos

  1. Su sueño es muy similar al nuestro y aunque parezca lo contrario, cuando se quedan dormidos la actividad cerebral aumenta multiplicándose en la fase REM. Es en esta fase en la que sueñan. Sí, los perros tienen sueños y pesadillas.

  2. Soñarán con experiencias que han tenido en el día, que corren, que juegan, que se están comiendo una rica chuche… pero también pueden soñar con cosas negativas, en este caso moverán las patas, los ojos, la boca e incluso podrán ladrar o aullar.

  3. Es muy importante NO despertar a nuestro amigo bruscamente. Cuando sueñan están profundamente dormidos y si los despertamos podemos, incluso, llevarnos algún mordisquete porque pueden asustarse. Si está soñando debemos dejarle soñar, salvo que le veamos demasiado agitado, en cuyo caso debemos esperar a que se tranquilice o intentar calmarlo de forma suave y poco a poco.

    Podemos acariciarle despacito por un costado hasta que se dé cuenta de que estamos ahí y se vaya relajando.

    – Decir su nombre en voz baja para que salga de la fase REM sin brusquedad.

    – Una vez que hemos despertado a nuestro amigo, debemos dejarle dormir de nuevo pues necesitará tranquilizarse después del sobresalto.

  4. Descansar y dormir tranquilamente es fundamental para nuestro peludo, ya que el sueño es necesario para poder mantener una buena salud física y psíquica, por lo que debemos asegurarnos de que tiene un lugar para dormir y descansar adecuado a su tamaño, edad y salud.

  5. Aunque los perros se adaptan a dormir en cualquier parte, su calidad de vida aumentará si el sitio para descansar es el adecuado.

Cualquier duda que pueda surgirte, no dejes de llamarnos al 91 028 29 62 o escribirnos cvanaa@anaaweb.org.

¡Recuerda que el 100% de los beneficios se destina a la Protección Animal!

Sin comentarios

Deja un comentario