Más que nunca

Más que nunca

Ante todo, nuestro deseo de que os encontréis bien. Esta situación inesperada, impredecible y de consecuencias aún incalculables, nos hace valorar más que nunca lo que significa vuestro apoyo. Gracias a él miles de animales desprotegidos han podido contar con cuidados, cariño y una opción de integrarse en un nuevo hogar. Habéis salvado muchas vidas.

Más que nunca, voluntarios, trabajadores y responsables de ANAA, estamos poniendo de nuestra parte para que estas circunstancias cambiantes y restrictivas no afecten a los animales que están a nuestro cuidado. Irremediablemente, su estancia en ANAA va a ser más larga y tediosa, ya que no suben adoptantes, ni padrinos a hacer sus horas más llevaderas y las adopciones internacionales también se han parado. Más que nunca estamos poniendo nuestra atención en garantizar su bienestar durante su estancia en el Centro de Adopción.

Nos preocupa especialmente que, mientras nosotros estamos confinados en nuestras casas, muchos animales abandonados están en la calle necesitando más que nunca nuestra ayuda y atención. Siguen pasando hambre, riesgo de atropello, enfermedad, naciendo en entornos hostiles… Nos preocupa más que nunca no poder atenderlos porque los medios de la asociación se vean disminuidos por esta crisis sanitaria.

Los animales son ahora más vulnerables aún a sufrir las consecuencias de las restricciones y lo que venga después… No son prioritarios, ni aparecen siquiera entre las medidas que toma la administración. Pasan a un último plano. Si ya escasea el apoyo y la ayuda económica para ellos, ahora será menor aún.

Es por todo ello que, más que nunca, os recordamos que os necesitan, que sois cruciales para su bienestar, para seguir salvando y cambiando sus vidas. Esperamos que sigan contando con vuestra ayuda como hasta ahora y que, además, como respuesta a este difícil escenario, seáis mensajeros de su situación y necesidad y les deis voz pidiendo más apoyo, que más personas se sumen a esta red de salvación que tejéis para ellos entre socios, padrinos, donantes, voluntarios y colaboradores. Hagamos más fuerte esa red para anticiparnos y poder combatir los efectos que vienen, que no peligre la continuidad de nuestra labor.

Más que nunca, muchas gracias por formar parte de esa red de ayuda y, más que nunca, mucha salud para todos.

Pilar del Cañizo

Presidenta

Sin comentarios

Deja un comentario