Se llama Minitara y es la perfección felina andante

Se llama Minitara y es la perfección felina andante

La historia de Minitara comienza con un abandono en un área de servicio y finaliza con una adopción en un hogar tan perfecto como ella.

Un día dos chicas se detuvieron en una gasolinera cercana a Madrid. Lo que planeaba ser una parada habitual cambió el destino de una gata. Y es que no pudieron permanecer ajenas a unos maullidos desesperados. Se acercaron a ellos y encontraron a una gatita sola y desvalida. Parecía tener algún problema en las patas que le impedía moverse. Las chicas la recogieron con mucho cuidado y la llevaron a la clínica de ANAA. El pronóstico no era fácil. La gatita tenía dos patas rotas.

Le pusieron el nombre de Minitara. Operación, tratamiento, curas y altas dosis de cariño fueron necesarias para que esta pequeña pudiera volver a caminar. Su casa de acogida ayudó en un proceso casi milagroso de recuperación.

Minitara estaba lista para encontrar su hogar definitivo. Era el momento, de ella y de las personas a las que conmovió su historia y enamoró el animal. Ahora Minitara disfruta de la vida con su nueva familia humana y peluda. Comparte una casa totalmente adaptada a felinos con su compañero de juegos Eros. A ambos les encanta abrazarse y juntos hacen que cada día sea perfecto. Gracias a todos los que han ayudado a salvar su vida.

No Comments

Post A Comment